Argentina tiene ciudadanos y elementos valiosísimos a preservar como para carecer de paraguas protector capaz de proyectar sus capacidades en represalia hasta donde haga falta para poder decir no cuando sea necesario defender su integridad territorial o unidad nacional hasta hoy tan vulnerables.

Filatina

Durante la Batalla de Malvinas que en 1982 se disputó entre Argentina e Inglaterra, intentando recuperar la potencia imperial invasora por bastarda excelencia, ante la previa recuperación transitoria para nuestro país de la soberanía en el 50 % de nuestro territorio insular, la parte del Mar epicontinental Argentino y sus riquezas ictícolas, geoestratégicas y energéticas, cercenada por los piratas y sus súbditos descendientes desde 1833.

La potencia imperial, cuyos integrantes dicen estar convencidos de las bondades de la libertad y la justicia, insistieron en apropiarse nuevamente de territorios ajenos y sus riquezas naturales avasallando una soberanía que no les corresponde.

Argentina recuperó transitoriamente las islas, sin producir bajas entre los isleños, tras 150 años de infructuosas negociaciones unilaterales, donde se intentaba hablar con una pared como en una comedia de sordos, haciendo lo que se debió hacer pero definitivamente en 1833 cuando las islas fueron ocupadas por la fuerza por la potencia invasora, que ya antes…

Ver la entrada original 653 palabras más

Anuncios